jueves, 2 de diciembre de 2010

Tan sólo necesito dos segundos


Sea lo que sea
cualquier lugar me lleva
cualquier andén me acerca.
Tan sólo necesito dos segundos
uno para abrir los ojos
y otro para pensarte.
Un abrazo para necesitarte
y otro para que te quedes.
También espero ese otro instante,
quien reúne en el cielo y la tierra
un algo distinto: diferente
un adjetivo que no es palabra
un sustantivo que no es sino verbo
y se jacta de ser sonrisa tierna
cuando te dibuja en la mañana
y bailas con toda tu entrega.

Tan sólo necesito dos segundos
para enlazar estas manos mías
que son tuyas cuando nos esperamos
y empezamos este día.






11 comentarios:

Claudia Concha dijo...

Chasconzuelo:
me parece que eres un corazon sincero. te ganaste un abrazo

Ambrosía ignota dijo...

CLAUDIA CONCHA

engalanas este espacio, es lo profundo de mi corazón y te lo dedico.

habientot

Aseret dijo...

Esquisito... no hay más que decir. Un abrazo nos vemos en algun instante...

Ambrosía ignota dijo...

ASERET

que gusto verte por acá, gracias por obviar el tiempo y leerme.

Ambrosía ignota dijo...

POETA Charles Bukowski

El AMANTE DE LAS FLORES

" En las montañas de Valkeri
entre los pavo reales que se pavonean
encontré una flor
tan grande como mi cabeza
y cuando me estiré
para olerla

perdí el lóbulo de la oreja
parte de la nariz
un ojo
y la mitad de la cajetilla
de cigarrillos

regresé
al siguiente día
con la intención de cortar
aquella maldita cosa
pero la encontré
tan hermosa
que en cambio
maté un
pavo real. "

Ambrosía ignota dijo...

POETA Jaime Sabines

TU CUERPO ESTÁ A MI LADO


Tu cuerpo está a mi lado
Fácil, dulce, callado.
Tu cabeza en mi pecho se arrepiente
Con los ojos cerrados
Y yo te miro y fumo
Y acaricio tu pelo, enamorado.
Esta mortal ternura con que callo
Te está abrazando a ti mientras yo tengo
Inmóviles mis brazos.
Miro mi cuerpo, el muslo
En que descansa tu cansancio,
Tu blando seno oculto y apretado
Y el bajo y suave respirar de tu vientre
Sin mis labios.
Te digo a media voz
Cosas que invento a cada rato
Y me pongo de veras triste y solo
Y te beso como si fueras tu retrato.
Tú, sin hablar, me miras
Y te aprietas a mí y haces tu llanto
Sin lágrimas, sin ojos, sin espanto.
Y yo vuelvo a fumar, mientras las cosas
Se ponen a escuchar lo que no hablamos.

Aseret dijo...

Tu sabes que siempre lo hago, siempre hay un instante entre mis ojos para desnudar tus letras...

Flor dijo...

Me gusto mucho tu poema oyendo tu voz.

Besitosss.
Flor

Noray dijo...

A veces, un sólo instante puede perdurar toda una vida.

Como siempre, es una delicia leerte.



Un abrazo.

Lau dijo...

Woow poeta me encanto!!! siempre es un placer leerte... un beso feliz fin de semana...

Sherezada dijo...

siendo asi... dos segundos parecen mas q suficiente ^^
saludos!